Campaspero, es un pequeño pueblo de Valladolid, en la comunidad autónoma de Castilla y León, a medio camino entre Peñafiel y la segoviana Cuéllar. Este es el pueblo donde nació y donde pasa la mayor parte de su tiempo libre nuestro cofrade Pedro García (Bodegas Arzuaga). Él, Iñaki Cano y José Portas y Carlos Ronda (Discarlux) han sido los organizadores de una jornada inolvidable alrededor de la “matanza” de dos cerdos que ha ido cebando nuestro querido Pedro para el resto de la Cofradía…

Enseguida se organizaron dos grupos: los valientes, que estuvieron desde el primer momento en la matanza como Pedro García, Iñaki Cano, José Portas, Carlos RondaMiguel Ortíz y Esteban Capdevila, y a los que nos daba un poquito de “yuyu” esto de la matanza como: Jota Abril, Sergio Pazos, Concha Crespo y un servidor. También nos visitó un amigo de varios de los cofrades: Javier Sirvent

El matarife fue Carlos del asador “Mannix” una referencia en la zona, no sólo por su asador, también por su carnicería con el mejor producto de la zona y que luego visitaríamos. Como sé que hay muchas personas sensibles como yo, evitaremos las fotos más “gore” de la jornada. Miguel Ortiz tenía preparado todo el “instrumental” y por supuesto las viandas para el desayuno, pan casero, chorizo artesano y algunas “delicatesen” de la zona con vinito de Arzuaga

Los cerdos se mataron, se despiezaron y con ellos comenzaron a preparar las morcillas que luego serían la cena del grupo. Daba igual el frío que hiciera, allí estaban en bata y con las manos desnudas la madre de Pedro y una vecina, sin duda “hechas” de otra pasta…

Después hora del aperitivo en uno de los bares del pueblo, en este día también nos acompañaban nuestras mujeres, hijos y amigos…

Enseguida Miguel Ortiz se hizo con el control de la barra, Iñaki Cano tampoco lo pudo resistir… en la foto con el dueño del bar

Después rumbo al Mannix, uno de los asadores de referencia en toda la zona. Allí nos tratan como si fuéramos de la familia tanto Carlos, como Marco Antonio o Gemma. En torno a unas cuantas botellitas de Arzuaga nos tomamos varios platos ideales para un día de frío: Sopas de Ajo, Pollo de Corral en salsa, Carrilleras y Caretas de Cerdo asadas. Tampoco faltaron los lechazos. Un lujo de comida cocinada a la antigua usanza. Pero antes de comer un aperitivo de los que no se olvidan: Torreznos de los buenos!!

Lujazo de comida que muy pronto habrá que repetir…

¡Qué nunca falte la publicidad subliminal!

Para terminar, y como no podía ser de otra manera, partidita de mus… Los del “pueblo” se encargaron de pegar una buena paliza a los dos aspirantes…

Y que no se me olvide mostraros la cena… Las morcillas que habían preparado ese mismo día con la sangre de los cerdos sacrificados…

Una nueva aventura de la famosa Cofradía del Txuletón, como siempre echando de menos a los ausentes…

Si leyendo este reportaje te ha entrado hambre no dudes en pasarte por la web de Discarluxonline PINCHA AQUÍ, en 24/48 horas tendrás la mejor carne del mercado…