Por cuánto tiempo puedes almacenar carnes en el refrigerador?

Siempre que podemos desde este «blog carnívoro» os ofrecemos consejos de como mejorar con un producto tan excelso como es la carne. Os hemos dado consejos de cocinado, de como mejorar tus barbacoas, recetas… Y ahora toca conocer como funciona la carne ante el «congelado» porque así te puedes organizar y saber cuanta carne debes comprar y cuanta debes almacenar…

Sí es cierto, que hoy en día, y teniendo un servicio como el de Discarlux online no merece la pena congelar porque en 24/48 te la pueden enviar en perfecto estado de conservación para que tengas siempre lo que necesites. Pero si aún así necesitas tener algo congelado te contamos cuanto pueden aguantar las carnes (aunque no sean vacuno).

Lo primero que debemos de saber es que el frigorífico deberemos de tenerlo como mínimo a unos 4 grados centígrados y el congelador a menos dieciocho grados centígrados (estos baremos son los ideales) ¡Ojo! Hay que procurar meter los productos en el congelador ya refrigerados, para evitar un aumento de la temperatura del mismo y de los productos de alrededor, como nos recomiendan desde el departamento de calidad de Discarlux.

Vamos a comenzar por las Aves…

Si quieres conservar en tu frigorífico la carne de aves, como por ejemplo el pollo o el pavo, debes saber que en el refrigerador te pueden aguantar hasta 48 hora en su estado más óptimo (siempre que la carne sea fresca y esté en su estado más óptimo, esta recomendación es para todas las carnes), otra cosa es si las congelas. Siempre que tengamos una congelador con menos de dieciocho grados bajo cero, el pollo o el pavo nos puede durar hasta un año (en el caso de que sea una pieza entera) o nueve meses (si el ave está troceada).

En el caso de cocinar pollo o pavo y lo queramos congelar que sepamos que nos puede durar en el mejor estado unos seis meses.

Carne de Cerdo…  

La carne de cerdo aguanta un poco más en la nevera que la de ave, en un frigorífico unos cuatro o cinco días. Si la congelamos nos puede durar entre ocho y doce meses. En el caso de que sea cocinado unos seis meses.

Carne de Vacuno… 

Al igual que el cerdo la carne de vacuno aguanta en la nevera unos cuatro o cinco días. En el tema de congelación varía mucho del tipo de carne. Por ejemplo:

Los filetes de ternera: lo ideal es un máximo de ocho meses aunque nos pueden durar hasta doce meses.

La carne picada: Siempre que sea fresca y recién picada hasta seis meses.

Chuletas: Si congelamos un buen chuletón de más de un kilo puede durarnos en su estado óptimo hasta catorce meses aunque lo aconsejable es tenerlo como máximo un año.

Carne cocinada: La carne cocinada en el frigorífico aguanta entre seis y ocho días y congelada entre seis y ocho meses.

Regla general: Aunque estas son las duraciones máximas de duración de la carne congelada lo ideal es no conservarlas tanto tiempo, así conseguiremos que el producto esté en su mejor estado.

CONSEJOS:

Es importante congelar los productos lo antes posible, si sabemos que no los vamos a consumir de inmediato. En cualquier caso, congelar siempre antes del fin de su vida útil.

Una vez que sabemos el tiempo de congelación de las carnes es bueno saber que es importante congelarlas de manera correcta para que se conserve en perfecto estado, por eso es importante introducir la carne en bolsas especiales de congelación y cerrarlas perfectamente para que la carne no entre directamente en contacto con el frío. También es fundamental etiquetar cada paquete que congelemos poniendo el producto congelado y la fecha en la que lo congelamos. En el caso de que congelemos carne cocinada es importante que la guardemos con la mayor salsa posible y obviamente sin ninguna guarnición.

Procura colocar correctamente la comida que vas a almacenar. Ordena tus alimentos de forma que quede espacio entre ellos y circule el aire. Esto es importante para la congelación homogénea del producto y el correcto almacenamiento en congelación.

Y ya que estamos: Unos consejos para descongelar la carne correctamente:

La descongelación debe realizarse a temperaturas de refrigeración para evitar el desarrollo microbiano. Se deben cocinar los alimentos inmediatamente tras ser descongelados para prevenir que se contaminen y la proliferación de microorganismos. Una vez descongelado, no volver a congelar, ya que la carga microbiológica puede ser mayor al haber aumentado durante la descongelación.

Resumiendo: Ten en cuenta todos estos consejos de congelación aunque lo mejor es consumir carne fresca y con Discarlux Online lo tienes muy sencillo PINCHA AQUÍ entra en la web y realiza tu pedido, en 24-48 lo tendrás en tu domicilio y… ¡A cocinar!

* Gracias al departamento de calidad de Discarlux, por sus aportaciones…